De pajeros, laputas, mocos y otros nombres adecuados

Ponerle el nombre a un hijo debe ser muy difícil. Si no se recurre al nombre de padres y abuelos puede convertirse en una ardua tarea. Hay quien lo tiene decidido antes de tenerlos y hay quien no lo elige hasta que no le ve (esperando que la inspiración le llegue). ¿Le pegará?, ¿será demasiado común? ¿saldrá algún famosillo de tercera que vulgarice su nombre? ¿será demasiado raro o antiguo?

La misma situación se da con las marcas. La marca debe transmitir muchos aspectos de la empresa y del producto, como es su carácter, su estilo, su forma de ser. Además debe ser fácil de recordar, de pronunciar, original, debe sugerirnos el producto y diferenciarlo, etc. Muchas son las decisiones que se deben tomar. Dejando al margen los negocios familiares que abundan por toda España (Pescadería Paqui, Bar Manolo, etc.) la empresa debe dedicar tiempo, esfuerzo y dinero en elegir el mejor nombre, pero ¿siempre se acierta?

Schweppes

Todos recordamos nombres de marcas que nos parecen cuanto menos curiosos, sobretodo aquellos que vienen de otros países. Así de golpe me vienen muchos ejemplos: Rabobank, Mitsubishi Pajero, Nissan Moco, Mazda LaPuta, Gel Chilly, etc. (si queréis ver más ejemplos podéis pinchar aquí, coches y vinos se llevan la palma). Otras son difíciles de pronunciar y escribir: Schweppes, Volkswagen, Estée Lauder, Bershka, etc. En el caso se Scheweppes, Shuepes, Schzxhweepppess, Schweppes, pese a ser la marca más reconocida de tónica en España nadie sabe realmente cómo pronunciarla (y menos escribirla).

Generalmente se deben tener en cuenta las recomendaciones que se muestran a continuación, pero ninguna llevará al éxito de la empresa sin la más importante, la coherencia con la empresa y con el producto:

  • Brevedad
  • Eufonía (Sonoridad agradable que resulta de la acertada combinación de los elementos acústicos de las palabras)
  • Pronunciable
  • Fácil de recordar
  • Sugerente
  • Positiva
  • Original
  • Libre de registro

Si la marca va a ser nacional se puede tener éxito con las recomendaciones anteriores. Si va a ser internacional se deberá tener en cuenta que se pueda aplicar en otros países e idiomas. Si no se puede, pues se cambia. Por ejemplo, el Mitsubishi Pajero es conocido en España como Montero.

La marca siempre es un elemento diferenciador de la empresa, por lo que debe ser ampliamente meditada y estar en coherencia con el resto de la imagen de la empresa. Un buen nombre no es suficiente para tener éxito, pero un mal nombre puede hacer fracasar el producto.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s