Cliente, dime por qué me quieres

Uno de los errores más graves que puede cometer una empresa se basa en no comprender qué busca un cliente cuando acude a ella. Alguno pensará que se me está yendo la cabeza: “si la empresa vende televisiones, lo que le ofrece la empresa al cliente son televisiones”. ¿Seguro?

A lo largo de anteriores entradas he tratado de hacer ver que las empresas ofrecen soluciones a problemas y situaciones que experimentan sus clientes. Por ejemplo, ¿qué lleva a comprar una tele? Básicamente ocio y entretenimiento, ofrecer una imagen de sí mismo, e incluso evitar la soledad (a algunos nos sienta bien tener algo de fondo que nos haga compañía). La gente no compra una tele porque quiere una tele, sino por lo que le aporta la tele.

Sigue leyendo

Anuncios